sábado, 30 de julio de 2016

Mi nueva aventura (que ojalá sea encuadernada y con solapas)

4

¡Hola de nuevo! Cuanto echaba de menos escribir en el blog... Y es que, como habréis notado, me he tomado unas pequeñas vacaciones, pero ya tenéis nuevo diseño en el blog y una nueva forma de hacer las reseñas que espero que os guste, pero bueno, vamos a lo de hoy.

Esta entrada es bastante especial, porque no se si lo sabéis, pero mi sueño es ser escritora. Hace relativamente poco que me lo propuse. Por este motivo, hoy os tengo un pequeño texto que he escrito (porque no se lo puede llamar relato), y me encantaría que me dijerais en los comentarios que os parece con absoluta sinceridad. Se que es un poco simple, porque es el primero que escribo, pero espero que al menos os identifiquéis en algunas partes, ya que es algo que sale directamente de mí.

************************************

Creo que siempre lo he sabido, y aunque todo el mundo me lo decía, nunca fui capaz de admitirlo pensando que era algo malo, pero a día de hoy, creo, y podría afirmarlo, que me siento orgullosa de ser diferente, porque si todas las personas fueran como la mayoría de las que he conocido, el mundo sería catastrófico.

Y no, no soy homosexual, ni he sufrido abusos, ni he tenido una experiencia traumática. Mi caso es bastante simple, aunque infrecuente. 

Recuerdo como cuando ellas vestían muñecas, yo me dedicaba a dar patadas a un balón. Y cuando ellas comenzaban con sus novios de la infancia, yo mantenía una gran relación con mi Nintendo y mi Tepig. Cuando todos comenzaban a besarse, a mi me bastaba una simple hora para anhelar un beso de mis padres. Cuando ellas apenas aprendían a maquillarse, yo comprendía lo que la música te hace sentir. Cuando ellos comenzaban a hablar de sexo, yo seguía con mis datos científicos que encontraba por Internet. Cuando ellos se emborrachaban o probaban las drogas, yo me volvía adicta de nuevas historias y nuevos personajes. Cuando ellos se refugiaban en amores casi inexistentes, yo disfrutaba tras la lente de mi cámara. Cuando ellos llegaban a clase con su ropa nueva, yo llevaba bajo mi brazo una nueva aventura encuadernada y con solapas.


Mientras TODOS crecen, yo imagino como será hacerlo.


Y tengo la esperanza de encontrar a alguien tan loco como yo, pero se que, como todo lo bueno en esta vida, llegará despacio y una vez que lo haya deseado, porque nunca se puede conseguir nada que no se haya imaginado con antelación.

************************************

Y ya está...
Como os he dicho, no es el texto más largo ni mejor escrito, tengo constancia de ello, pero poco a poco, tengo la esperanza de poder mejorar y, como os he dicho en un principio, dedicarme a ello.
Por hoy, no tengo más que decir. En uno días, puede que dentro de 2, tendréis una reseña, para empezar con los libros que ya me he leído pero no os he reseñado. También tengo ideas de book-tags, así que espero que nos veamos muy pronto.

Y recordad, los libros son estrellas de las que somos tesoreros :-)